Parts_full__0000_Air-Filters
Durante la combustión de un motor, intervienen tres tipos de fluidos:
– Combustible
– Aire
– Aceite
Estos fluidos necesitan estar libres de partículas de suciedad para que el motor tenga un rendimiento óptimo y además asegurar una larga vida de éste.
Por este motivo, para realizar la limpieza de cada uno de estos fluidos existen los filtros de combustible, aire y aceite.
Además de los filtros que ejercen su función durante la combustión del motor, existe un cuarto filtro en los vehículos más actuales, que cumple la función de limpiar de impurezas el aire que se respira en el interior del vehículo. Es el filtro del habitáculo.
Con el tiempo, y debido a su uso, los filtros se van obstruyendo con las impurezas que depuran de los diferentes fluidos, por lo que se hace necesario cambiarlos para asegurar su funcionalidad.
La periodicidad con la que se deben cambiar cada uno de estos filtros, depende directamente del tipo de vehículo, así como del entorno en el que se mueva.
Nuestro equipo de profesionales le aconsejará acerca del tipo de filtro y los periodos de cambio que deben regir en su vehículo.